DIOS PROMETE A ABRAM UN HIJO

Estudio 11

 

Texto:  Génesis 18:1-15

 

Temas:   Dios es poderoso-puede hacer lo imposible; Dios tiene compasión

 

Dios promete a Abram un hijo                                                               Génesis 18:1-15

 

El Señor se le apareció a Abraham mientras Abraham estaba sentado a la entrada de su tienda de campaña, como a mediodía.  Abraham levantó la vista y vio que tres hombres estaban de pie frente a él. Al verlos se levantó rápidamente a recibirlos, se inclinó hasta tocar el suelo con la frente, y dijo: Mi Señor, por favor le suplico que no se vaya en seguida. Si a usted le parece bien, voy a pedir un poco de agua para que se laven los pies y luego descansen un rato bajo la sombra del árbol, ya que han pasado por donde vive este servidor suyo, les voy a traer algo de comer para que repongan sus fuerzas antes de seguir su camino. Bueno, está bien, contestaron ellos.

Abraham entró en su tienda de campaña y le dijo a Sara: Rápido, toma unos veinte kilos de harina y haz unos panes. Luego Abraham corrió a donde estaba el ganado, escogió el mejor de los becerros, y se lo dio a uno de sus sirvientes, quien lo preparó inmediatamente para la comida. Además del becerro, Abraham les ofreció cuajada y leche,  y estuvo atento a servirles mientras ellos comían debajo del árbol.

Al terminar de comer, los visitantes le preguntaron a Abraham: Dónde está tu esposa Sara?. Allí, en la tienda de campaña, respondió él. Entonces uno de ellos dijo: El año próximo volveré a visitarte, y para entonces tu esposa Sara tendrá un hijo. Mientras tanto, Sara estaba escuchando toda la conversación a espaldas de Abraham, a la entrada de la  tienda.

Abraham y Sara ya eran muy ancianos, y Sara había dejado de tener sus periodos de menstruación. Por eso Sara no pudo aguantar la risa, y pensó: Cómo voy a tener este gusto, ahora que mi esposo y yo estamos tan viejos? Pero el Señor le dijo a Abraham: Por qué se ríe Sara?  No cree que puede tener un hijo a pesar de su edad?  Hay acaso algo tan difícil que el Señor n pueda hacerlo? El año próximo volveré a visitarte y para entonces Sara tendrá un hijo.

Al escuchar esto, Sara tuvo miedo y quiso negar. Por eso dijo: Yo no me estaba riendo. Pero el Señor le contestó: Yo se que te reíste.

Sí, así es. Esta es la historia que encontramos en la palabra de Dios.  Ahora, vamos a repasar la historia haciendo algunas preguntas.

 

Preguntas:

 

1.  Un día Dios se le apareció a Abraham por medio de unos hombres.  Era medio día

     cuando Abraham levantó la vista y vió que algunos hombres estaban de pie frente a él.

     ¿Cuántos hombres le estaban visitando?  --------- Tres.

2.  ¿Cómo recibió Abraham a sus visitas?  ---------  Abraham practicó la hospitalidad.  El

     mandó buscar agua para lavar los pies de sus visitantes.  También, él mandó que su 

     esposa y sus siervos les prepararan comida.

3.  Al terminar de comer, ¿qué le preguntaron los visitantes a Abraham?  ---------  Ellos le

     preguntaron:  “¿Dónde está tu esposa Sara?”    

4.  ¿Cómo les respondió?  --------- El les contestó que ella estaba allí, en la tienda de

     campaña.

5.  ¿Qué le dijo uno de ellos a Abraham sobre el futuro de Sara?  ---------  Uno de ellos le

     dijo que el año próximo volvería a visitarle, y Sara tendría un hijo.

6.  ¿Quién estaba escuchando la conversación entre Abraham y sus visitantes?  ---------

     Sara.

7.  ¿Por qué Sara no pudo aguantar la risa cuando ella escuchó la noticia que ella iba a

     tener un hijo?  ---------  Porque ella ya era muy anciana. Tenía noventa años.  Ella

     pensaba que tener un hijo ya no era posible.

8.  ¿ Aunque Dios estaba afuera de la tienda de campaña con Abraham, cómo sabía lo

     que Sara estaba pensando? --------  Dios lo sabe todo.  El no tenía que estar en la

     presencia de Sara para saber lo que ella estaba pensando.

9.  ¿Cómo es que Dios podía dar un hijo a Abraham y Sara aunque ellos eran muy

     ancianos?   ---------  Dios puede hacer lo que El quiere por que El es todopoderso.   

10.  ¿Acaso hay algo tan difícil que Dios no pueda hacerlo?  ---------  No.  

11.  ¿Por qué Sara debería de haber creído a Dios?  ---------  Porque Dios cumple lo que

       El dice.

12.  Cuando Sara se dió cuenta que Dios sabía sus pensamientos, ¿cómo respondió ella?

       ---------  Ella tuvo miedo y quiso negarlo.  Por eso dijo: “Yo no me estaba riendo.”

13.  ¿Cómo respondió Dios a ella?  -------  El la contestó:  “Yo sé que te reíste.”

14.  ¿Acaso hay algunos pensamientos o acciones en nuestras vidas que podemos
       esconder de Dios?  --------- No; no hay.   

15.  ¿Qué han aprendido ustedes en este estudio sobre Dios?

16.  Ahora, ¿quién puede relatar el estudio? 

 

Esta historia se encuentra en el libro de Génesis capitulo 18:1-15